El nacimiento del derecho a la comunicación

Apuntes sobre el artículo de María Paula Saffon titulado “El derecho a la Comunicación: un derecho emergente” (2007).

La duración de un embarazo está muy clara: unos nueve meses, desde que el espermatozoide fecunda el óvulo hasta el momento del parto. Ahora bien, ¿cuánto dura la gestación de un derecho? Nadie lo sabe. María Paula Saffon apunta en su artículo “El derecho a la Comunicación: un derecho emergente” que el derecho a la comunicación ya ha roto aguas en algunos ámbitos, pero que todavía falta su reconocimiento político y legal. Vamos, que la criatura ha nacido y tiene nombre, pero que de momento no hay fecha para el bautizo. bebe-02-300x270

Por si alguien no se ha dado cuenta, en Occidente hace tiempo que dejamos de ganarnos la vida con la agricultura y la industria. Hoy en día la información, la comunicación, el conocimiento y la cultura son nuestras principales fuentes de riqueza y poder. Más todavía. Vivimos en una sociedad de la información donde “la aparición de las NTIC [Nuevas Tecnologías de la Información y de la Comunicación] no puede ser comprendida exclusivamente como un asunto de innovación tecnológica importante, sino también y sobre todo como una redefinición radical del funcionamiento de la sociedad en sus diferentes esferas: social, política, económica y cultural” (p. 3).

El derecho a la comunicación ha nacido entonces para responder a esta nueva situación que, según la autora, no puede ser cabalmente manejada desde los derechos clásicos a la libertad de prensa y a la información.

María Paula Saffon explica que la libertad de prensa busca proteger ante todo al productor de ideas e informaciones, y que este derecho regula esencialmente las relaciones entre los medios de comunicación y el Estado.

El derecho a la información, por otro lado, surge fundamentalmente para proteger a los destinatarios de la información, y no sólo a los productores de la misma. Este derecho regula, por tanto, las relaciones entre el Estado y los productores, y entre estos y los destinatarios de la información.

El derecho a la comunicación responde a una visión más activa de los destinatarios y, por tanto, regula –o debería regular- las relaciones “entre el Estado y todos los usuarios de las NTIC, sean ellos o no medios de comunicación y tengan ellos o no relaciones definidas con el Estado, así como las relaciones interpersonales entre estos usuarios” (pp. 15-16).

La promulgación de este derecho supondría, por ejemplo, defender el derecho de toda persona a acceder y utilizar los espacios creados por las NTIC, proteger la diversidad cultural y los saberes tradicionales, garantizar la veracidad e imparcialidad de los mensajes que se difunden a través de las nuevas tecnologías, garantizar el respeto a la intimidad y un uso responsable del anonimato, etc.

Más profundamente, “el derecho a la comunicación implica, en realidad, una transformación de la mirada liberal e individualista en la que hasta el momento se han basado los derechos a la libertad de prensa y a la información, hacia una mirada fundada en la necesidad de garantizar equitativamente a todas las personas la posibilidad de acceder y de producir información y conocimiento, como medio para la materialización de los valores democráticos esenciales. Desde esta nueva perspectiva, el ejercicio del derecho a la comunicación no puede depender de las capacidades materiales de los sujetos para acceder a o producir la información, y su protección no puede estar subordinada a las tendencias del mercado” (p. 18).

La autora reconoce que la implantación de este derecho requiere un gran desembolso económico y voluntad política, pero que el fortalecimiento de la democracia y la consecución de un mundo más justo e igualitario merecen la pena.

El artículo concluye con algunos ejemplos de espacios que intentan poner en práctica el derecho a la comunicación, como algunos medios comunitarios, plataformas, grupos o campañas que no han terminado de alcanzar los objetivos previstos. El derecho a la comunicación ha nacido pobre y limitado, pero ha nacido y va creciendo.

Ahora tengo que pensar en cómo afecta esto a los periodistas. En principio, estos no son ni más ni menos que otros usuarios de las NTIC, lo cual en parte es cierto y en parte no. Porque todo el mundo tiene derecho a informarse e informar, pero no todo el mundo tiene los conocimientos especializados ni, sobre todo, el tiempo para hacerlo con ciertas garantías de calidad; a menos que cada uno escriba de lo que sabe, se me ocurre.  Pero, claro, ¿qué pasa con las cuestiones que afectan a la mayoría? ¿No debería existir alguien (unos profesionales) que se preocupe por lo que afecta a la mayoría? Pero, claro, si estos tiran la toalla y se limitan a seguir las consignas de sectores que sólo miran por su interés…

Seguiré pensando, pero ya sabéis que se aceptan todo tipo de opiniones.

 Foto: http://www.dibujosydibujos.com/

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Ética, Comunicación, Regulación. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a El nacimiento del derecho a la comunicación

  1. Maite dijo:

    Hola Eva ayer leyendo tu blog descubri un comentario que me emocíonó. El de un profesor que te contaba su experiencia como docente y te recomendaba el libro que él ha escrito. Yo entré a su blog pero creo que la opción de dejar comentarios no está incluida. Quería darle la enhorabuena porque la verdad es que me emocionó.

    Por otro lado tampoco deja de sorprenderme el mundo blog. Es extraño pero creo que podemos conocer bastante a una persona por el blog que tiene (como siempre no conviene generalizar pero en muchos casos es así).

    Un abrazo y a seguir así con tanta fuerza y tanta energía.

    Me gusta

  2. doctorandaenconstruccion dijo:

    Gracias, MN. Puede que sí, que nuestros blogs digan sobre nosotras mismas más de lo que creemos. ¡Y qué bonito que la gente se acerque con el único afán de compartir!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s